Dermatitis vesiculosas, pustulosas o exudativas de las manos

Autores: Dres Josep Manel Casanova Seuma, Juan Bargés Pijiula, Marta Pijiula

Etiología

-Es una forma de eczema, de causa desconocida, que se considera en la esfera de la dermatitis atópica.

Clínica

-Se manifiesta como microvesículas entre los dedos y en la palma de los mismos o de las manos (también puede aparecer en los pies), sin relación aparente con ningún alérgeno.
-Aparece sobre piel normal, es intensamente pruriginoso y sigue un ritmo estacional (primavera-verano).
-Suele presentarse en adolescentes y adultos jóvenes, siendo más frecuente en pacientes con antecedentes atópicos.
-Se diferencia de la dermatitis alérgica de contacto por la falta de relación temporal con alérgenos.

Tratamiento

-El tratamiento consiste en la aplicación de un corticoide de potencia media o alta c12h, precedido de la aplicación de fomentos secantes como el suero fisiológico, el agua de Burow o el permanganato potásico al 1/10.000.
-Con la mejoría se reduce la frecuencia de los corticoides y los fomentos, mientras se mantienen las cremas hidratantes, los lavados escasos y el evitar los trabajos húmedos.

Frecuencia

++++
-Alta. Más frecuente en pacientes jóvenes en primavera-verano.

Comentarios del farmacéutico

-La dishidrosis es un tipo de eczema agudo que se presenta como pequeñas vesículas entre los dedos y en la palma de las manos (a veces también en los pies), sin relación aparente con ningún alérgeno.
-Suele aparecer en primavera-verano en adolescentes y adultos jóvenes, preferentemente en pacientes con un trasfondo atópico y es muy pruriginosa.
-Podemos recomendar mantener las manos limpias, lavándolas con agua y un jabón suave, no más de 2 veces al día, y secarlas bien, en especial entre los dedos, y evitar el rascado con el fin de reducir el riesgo de sobreinfecciones bacterianas.
-También se recomienda evitar el contacto con sustancias irritantes (agua, jabones, detergentes, solventes)  y utilizar una crema hidratante de manos 2-3 veces al día, que  no contenga alcoholes ni perfumes, para recuperar la función barrera de la piel y espaciar los brotes.
-Lavar las manos con un jabón suave, syndet.
-Igualmente es importante reducir el estrés (que puede actuar como desencadenante) y utilizar guantes para la realización de tareas domésticas.
-En espera de la visita médica, se puede recomendar un corticoide de potencia media o alta, precedido de la aplicación de fomentos secantes como el suero fisiológico c12h o el agua de Burow o el permanganato potásico al 1/10.000. Al mejorar, reducir la frecuencia de los tratamientos, mientras se mantienen las cremas hidratantes, los lavados escasos y el evitar los trabajos húmedos.

Ver más
Etiología

-Se desencadena por una reacción inmune tipo IV (inmunidad celular). Tras ser captado el alérgeno por las células de Langerhans, estas lo transportan hasta los ganglios de drenaje donde los presentan a las células T naïf que de este modo se sensibilizan. Una vez sensibilizadas, las células T efectoras activadas y sus descendientes circulan por la sangre. Si el alérgeno entra de nuevo en contacto con la piel, es reconocido por los linfocitos T de memoria que liberan las citocinas responsables de la dermatitis alérgica de contacto.
-Los alérgenos potenciales más habituales son el níquel contenido en la mayoría de metales o en la bisutería, el cromo presente en el cemento, algunos componentes de las gomas, la parafenilendiamina del tinte negro del cabello, los perfumes y conservantes, que forman parte de muchos cosméticos, y medicamentos tópicos como antibióticos y antiinflamatorios. Ahora bien, cualquier sustancia extraña aplicada sobre la piel es capaz de ser rechazada por el sistema inmune y desencadenar una respuesta alérgica en persones susceptibles.

Clínica

-Se manifiesta en forma de una dermatitis aguda y pruriginosa con eritema (rojez), edema (hinchazón), vesículas (pequeñas ampollitas) y exudación (secreción de líquido) en las áreas en contacto con el alérgeno. Al ser la mayoría de alérgenos cutáneos de origen externo suele aparecer en áreas expuestas de la cara y las manos.
-Ante cualquier placa eritematosa, vesiculosa y/o exudativa de la cara o las manos se debe pensar en dermatitis alérgica de contacto. Si se sospecha debemos preguntar por la relación del eczema con el trabajo y la posibilidad de contacto con alérgenos externos, incluidos pomadas y cosméticos.

Tratamiento

-Consiste en fomentos secantes y la aplicación de un corticoide de potencia media. Para la confirmación se deben realizar las pruebas epicutáneas (aplicación en la espalda de unos parches que contienen la mayoría de alérgenos y parches con sustancias con las que contacta habitualmente el paciente).

Frecuencia

+++
-Media

Comentarios del farmacéutico

-La dermatitis alérgica de contacto se produce por una reacción inmune frente a un alérgeno, habitualmente un producto químico ambiental o del entorno del trabajo. Los más  comunes son el níquel (contenido en bisutería o aleaciones de metales), el cromo (cemento), algunos componentes de las gomas, la parafenilendiamina (tinte negro del cabello), los perfumes y conservantes de muchos cosméticos y medicamentos tópicos (antibióticos y antiinflamatorios).
-Se presentan como una rojez con hinchazón de la piel y pequeñas ampollitas que al romperse exudan líquido y que aparecen en las áreas donde se ha producido en contacto con el alérgeno (cara o manos principalmente).
-Para evitar la progresión de la dermatitis es fundamental suspender el contacto con el alérgeno, no siempre evidente, y su confirmación con la práctica de las pruebas del parche en un servicio de Dermatología.
-En espera de la visita del dermatólogo, recomendaremos fomentos secantes (suero fisiológico, permanganato potásico al 1/10.000, agua de Burow) c8h seguido de la aplicación de un corticoide de potencia media.

 

Ver más
Etiología

-Infección por hongos dermatofitos habitualmente transmitida por animales, debido al contacto profesional con los mismos (conejos, ganado) o por animales de compañía (perros, gatos). Dado el obligado control veterinario de los mismos, se ha reducido de manera drástica su prevalencia en los últimos años.

Clínica

-Es una forma inflamatoria de tiña que comienza en forma de vesículo-pústulas agrupadas que se extienden periféricamente por el dorso o la palma de la mano, para formar un anillo que cura por el centro en unas semanas.
-Suelen aparecer sobre una placa eritematosa (roja) y edematosa (inflamada) y ser una o pocas lesiones unilaterales y asimétricas.

Tratamiento

-Consiste en fomentos con suero fisiológico, permanganato potásico al 1/10.000 o agua de Burow c4-6h, seguido de la aplicación de uno de los antifúngicos tópicos existentes (imidazólicos, ciclopirox, terbinafina) aplicados 2-3 veces al día durante 3-6 semanas. En muchos casos es preferible un antifúngico oral (imidazólico o terbinafina).

Frecuencia

++
-Media-baja

Comentarios del farmacéutico

-La tiña de las manos se produce por una infección por hongos dermatofitos habitualmente transmitida por animales. Debido al estricto control veterinario, tanto de la ganadería como de las mascotas, hoy en día es una infección rara.
-En espera de la visita médica, recomendaremos las medidas higiénico-sanitarias pertinentes, incluyendo aislamiento cutáneo y una buena higiene de manos mediante el uso de jabones antisépticos, aplicar fomentos secantes (suero, permanganato potásico, agua de Burow) y aplicar un antifúngico tópico (p.ej. imidazólico, terbinafina o ciclopirox) c12h durante un mínimo de 30 días.

Ver más
Etiología

-Se produce por una reacción fototóxica, debida a la exposición de la piel a una sustancia fotosensibilizante de una planta (cumarinas contenidas en la sabia) seguida de la exposición a la radiación ultravioleta del sol (Bowers AG, 1999).
-Las responsables de la erupción son varias familias de plantas entre las que destacan las Umbelliferae a las que pertenece Ammi majus (apio e hinojo), las Rutaceae a las que pertenece Citrus bergamia (bergamota) y otros cítricos como la lima, las Moraceae, algunas leguminosas y las Compositae (algunas margaritas) que contienen furocumarinas (psoralenos) (Kavli G, 1999). En nuestro medio destacan el apio, los cítricos y la savia de las higueras, así como algunos pastos naturales. Los niños y adolescentes parecen particularmente propensos a desarrollar fitofotodermatitis, ya que pasan mucho tiempo al sol y pueden entrar en contacto con higueras o plantas comunes como el perejil silvestre en el césped y consumen algunas bebidas con sabor a lima (Janusz SC, 2021).

Clínica

-Se manifiestan como vesículas y ampollas sobre piel eritematosa y edematosa. Aparece a las 24 horas en la piel que ha estado sometidas al roce con alguna planta, tras producirse un rasguño y posteriormente exponerse de forma inadvertida o voluntariamente a la radiación ultravioleta del sol. La sabia de algunas plantas posee sustancias cumarínicas fotosensibilizantes. Parece una quemadura, pero la distribución lineal, como latigazos, y la forma bizarra de la erupción delata que la persona ha estado en contacto con plantas. Suele curar con hiperpigmentación residual, que conserva el mismo patrón (Moreau JF, 2014).
-La característica clave para el diagnóstico es el hallazgo de lesiones lineales coincidentes con las zonas de roce con la planta. Los principales síntomas son ardor y dolor, además del eritema pruriginoso, el edema y las ampollas, que suelen comenzar el día después de la exposición (Imen MS, 2019). Como medida preventiva, se deben llevar ropas de manga larga y sombreros durante la recolección de los higos o de algunas de las plantas mencionadas.

Tratamiento

-Al tratarse de una dermatosis exudativa, indicaremos fomentos secantes con suero o una loción de clorhexidina por 5-10', seguido de un corticoide tópico.
-El cuadro suele autolimitarse en 3-4 semanas.
-Se recomienda derivar el paciente de forma preferente al dermatólogo a un servicio de urgencias.

Frecuencia

++
-Media-baja (brotes aislados preferentemente en verano)

Comentarios del farmacéutico

-Se trata de una reacción fototóxica (exposición de la piel a una sustancia fotosensibilizante de una planta  apio, cítricos como la lima, la higuera o el perejil, seguida de la exposición a la radiación ultravioleta del sol).
-Se manifiestan como vesículas y ampollas de disposición lineal que aparece a las 24 horas de la exposición y produce ardor o dolor.
-En espera de la visita médica, podemos indicar  fomentos secantes con suero o agua de Burow seguido de un corticoide tópico.

Ver más
Etiología

-Es un cuadro reactivo, de probable causa inmunoalérgica.
-La mayoría de los casos infantiles aparece al cabo de 7-10 días de padecer un herpes simple oral.
-Igualmente se han descrito casos causados por Micoplasma, por medicamentos o como reacción vacunal (Siedner-Weintraub Y, 2017; Trayes KP, 2019).

Clínica

-Se presenta como una erupción polimorfa compuesta por diversos tipos de lesiones entre las que predominan las pápulas eritematosas y las vesículas.
-La lesión patognomónica es la lesión “en diana” formada por tres anillos concéntricos en cuyo centro puede haber una vesícula.
-Aparece en zonas acras (parte distal de los brazos y las manos, las piernas y los pies), en la cara y en la mucosa oral.
-Predomina en la edad infantil (edad media 11,3 años) y es de difícil diagnóstico.
-En un estudio sobre cerca de 120 niños diagnosticados de Eritema polimorfo, solo 30 (25%) cumplieron todos los criterios diagnósticos. 50% tenía afectación de las mucosas y casi todos ingresaron en el hospital. Los agentes infecciosos más comúnmente identificados fueron el virus del herpes simple y la neumonía por Micoplasma.
-Rara vez se producen casos recurrentes, que suelen estar precedidos de un brote de herpes simple oral. Estos casos pueden controlarse con Aciclovir oral profiláctico.
-Se debe diferenciar del síndrome de Stevens-Johson y del síndrome de Lyell mucho más graves y causados exclusivamente por fármacos como las sulfamidas, los AINEs y los anticomiciales-antipsicóticos. Las lesiones iniciales son parecidas pero suelen progresar de forma rápida hacia el despegamiento de la piel y precisan de hospitalización en un centro de quemados (Grünwald P, 2020).

Tratamiento

-En caso de sospechar alguna de estas dermatosis, recomendamos derivar el paciente de forma preferente a un dermatólogo o a un servicio de urgencias, en función de la gravedad del cuadro.
-Todos estos cuadros suelen autolimitarse en 3-4 semanas, una vez retirado el agente causal.

Frecuencia

+
-Baja

Comentarios del farmacéutico

-La aparatosidad del cuadro normalmente lleva a los pacientes a urgencias.
-En caso de acudir a la oficina de farmacia, recomendaremos fomentos secantes c6-8h y derivaremos al paciente a urgencias de un servicio de Dermatología, si lo hubiere, o a las urgencias generales del hospital.

Ver más
Etiología

-Se considera una forma localizada de psoriasis y está producida por mutaciones en el gen IL36RN.

Clínica

-Se manifiesta habitualmente por la aparición crónica y recurrente de pequeñas pústulas estériles sobre una placa eritematosa, localizada en la región tenar e hipotenar de las palmas de las manos y/o en las plantas de los pies.
-Las lesiones suelen ser dolorosas. En ocasiones aparece sobre una placa de psoriasis palmoplantar clásica, con eritema, hiperqueratosis y fisuras.
-A veces coincide con la presencia de placas de psoriasis típica en codos, rodillas y uñas.
-Suele ser una forma recalcitrante y que invalida al paciente para el trabajo, por lo que precisa del manejo experto del dermatólogo.

Tratamiento

-El tratamiento de las formas leves se basa en el uso de corticoides potentes combinados o no con cremas de coaltar al 5-10%.
-En muchas ocasiones precisa de tratamiento sistémico: acitretina, metotrexate, apremilast o fármacos biológicos.

Frecuencia

+
-Baja

Comentarios del farmacéutico

-Es una forma de psoriasis localizada que se presenta en forma de pústulas ("granitos de pus") recurrentes en las palmas de las manos y/o en las plantas de los pies.
-Las lesiones suelen ser dolorosas y a veces coinciden con lesiones de psoriasis típica en codos, rodillas o uñas.
-Suele ser bastante invalidante.
-En espera de la visita por el dermatólogo podemos aplicar un corticoide o una crema de coaltar al 5-10%.
-En muchas ocasiones precisa de tratamiento sistémico: acitretina, metotrexate, apremilast o fármacos biológicos.

Ver más
Etiología

-Infección por el virus coxsackievirus A16 (CVA16) y el enterovirus 71 (EV71). En los últimos años, el CVA6 se ha convertido en una de las principales causas de los brotes de HFMD en los Estados Unidos y los países asiáticos. Se han descrito pequeñas epidemias en Europa y en España.

Clínica

-Se presenta como vesículas aisladas, ovaladas, rodeadas de un halo eritematoso, en las palmas de las manos, las plantas de los pies y erosiones en la mucosa oral.
-Puede cursar con febrícula y suele remitir en 7-10 días.
-Es típica de niños menores de 5 años y aparece en pequeños brotes epidémicos durante la primavera.
-El CVA6 también produce HFMD en adultos. Causa una enfermedad más grave con fiebre más alta y una duración más prolongada de la enfermedad. También son más extensas y graves las manifestaciones cutáneas (Kimmis BD, 2018). Puede tener complicaciones, incluyendo secuelas neurológicas graves y, en raras ocasiones, la muerte. Algunos de los virus causantes han sufrido mutaciones cuyas cepas infectantes serían diferentes de los que circulaban anteriormente y para los que no existe inmunidad que las cubra (Esposito S, 2018). Se han encontrado cepas de estos virus en España (Andrés C, 2019).

Tratamiento

-Si detectamos un niño con HMFD debemos remitirlo a urgencias de pediatría para su pronta valoración.

Frecuencia

+
-Por el momento baja. Pequeñas epidemias

Comentarios del farmacéutico

-La enfermedad boca-mano-pie se produce por infección del virus coxsackie A16 (CVA16) y el enterovirus 71 (EV71), caracterizada por erosiones de la mucosa oral y vesículas en las manos y los pies preferentemente. Suele producir febrícula y remite en 1-2 semanas. Recientemente se ha añadido el virus CVA6, que causa una enfermedad más grave.
-En caso se sospechar enfermedad boca-mano-pie, recomendamos derivar el niño a urgencias.

Ver más
Etiología

-Virus del herpes simple tipo 1

Clínica

-Observaremos vesículas arracimadas que forman una ampolla multilocular sobre base inflamatoria.
-La lesión es dolorosa y suele asociarse a adenomegalias axilares o epitrocleares dolorosas (Betz D, 2021).
-Anteriormente una enfermedad profesional de los dentistas. Actualmente se ve con más frecuencia en niños pequeños afectos de un herpes simple oral que tienen la costumbre de chuparse los dedos, autoinoculándose la infección.
-El cuadro suele autolimitarse en 1-2 semanas. La clave para el diagnóstico es la recidiva de las lesiones en la misma localización.
-Se debe diferenciar del panadizo bacteriano (estafilocócico), en el que únicamente se produce eritema e hinchazón de la piel que bordea la uña, sin vesículas, y se trata habitualmente con pomada de mupirocina o ácido fusídico.

Tratamiento

-Recomendamos aislamiento cutáneo y uso de guantes para evitar el contagio, un analgésico con periodicidad suficiente para controlar el dolor y un antiséptico local para evitar la sobreinfección.
-Los antivirales tópicos no se ha demostrado que sean efectivos.

Frecuencia

+
-Baja

Comentarios del farmacéutico

-El panadizo herpético es la infección por el virus herpes I de la punta de 1 dedo. Es poco frecuente y se puede observar en niños por el chupeteo. Más rara vez se observa en dentistas como una enfermedad profesional.
-Se presenta como vesículas arracimadas que se agrupan formando una ampolla multilocular.
La lesión es dolorosa y suele asociarse a adenomegalias axilares o epitrocleares dolorosas
-El cuadro suele autolimitarse en 1-2 semanas. La clave para el diagnóstico es la recidiva de las lesiones en la misma localización.
-En espera de la visita médica, recomendaremos uso de guantes para evitar el contagio, un analgésico con periodicidad suficiente para controlar el dolor y un antiséptico local para evitar la sobreinfección.

Ver más